domingo, 26 de agosto de 2012

El ángel de la menstruación



María Acaso me enseñó que el arte es una experiencia individual para cada espectador. No dejemos que nadie nos la interprete, ni siquiera los guías de los museos.
Y si te divierte crear tu propia realidad, no hay mejor lugar que visitar las eternas galerías del Museo del Prado de Madrid.
¡Ojo, no lo intente sin la supervisión de un adulto!